sábado, 16 de mayo de 2015

EL NOMBRE DE LAS PLANTAS (PARTE 1 DE 2)

Linneo, foto de biograficasyvidas.com
Cuando hablamos de una planta en el lenguaje coloquial, lo designamos con el nombre vulgar con el que se conoce en nuestra región. Pero sucede que a menudo estos nombres cambian a pocos kilómetros de distancia. Un ejemplo sería el árbol llamado Almez, que aquí en la provincia de Valencia ya lo conozco por Ligonero, Llioner, Llidoner, Lleoner y Quicavero. Otro ejemplo sería el Pino Rodeno, que en otros lugares llaman Pino Negral, Pino Resinero y Pino Marítimo. Si esta situación puede pasar a escasos kilómetros en una misma región. ¿Qué no ocurrirá en otros idiomas distintos?.

Para solucionar este problema Carl Von Linné (Linneo, 1707-1778) ideó el sistema binomial, llamado así porque utiliza dos palabras para identificar a cada especie; son el nombre genérico y el específico. Los idiomas utilizados son el latín y algo de griego. Los nombres suelen referirse al origen de las plantas, el aspecto de las hojas, alguna propiedad, a la persona que la denominó, etc.

La taxonomía o clasificación de las plantas va reuniéndolas en grupos, cada vez de menor tamaño, dependiendo de las características de ellas, en: clases, órdenes, familias, géneros y especies.

FAMILIA: En ella se reúnen plantas con alguna similitud. Comprende uno o varios géneros diferentes.

GÉNERO: En él se agrupan las plantas muy cercanas, con muchas características importantes comunes. Se designa mediante una palabra (el nombre genérico) cuya inicial se escribe con mayúscula, el resto con minúsculas. Por ejemplo género "Rosa".

ESPECIE: Dentro de una misma especie se reúnen los individuos con todas las características entre ellos. Cada género puede reunir o una o varias especies, siendo cada una de ellas designada con una segunda palabra (la específica) añadida a la del género. Por ejemplo "Rosa canina". Todo el nombre específico se escribe con minúsculas. Cuando repetidamente citamos especies del mismo género, podemos indicarlo con su inicial, por ejemplo "R. canina".

Cuando queremos referirnos a una especie de un género determinado, pero sin especificarla, bien porque no la sabemos con exactitud o porque no es de interés, se indica con la abreviatura sp., Rosa sp.. De igual manera si queremos designar a varias especies de un mismo género, Rosa spp.

Un artículo relacionado con este y que os puede complementar esta información está en el blog de Pablo Esparza en el siguiente enlace:

The Plant List:Encuentra tu planta favorita y los diferentes nombres de las especies vegetales.

**Fuente consultada: Nuestros amigos los árboles y los arbustos. ED: Ayto. de TERUEL

LA BIBLIOTECA DE FORMAJARDIN